LAS RUTAS GASTRONÓMICAS DE JAVI HERNÁNDEZ: MALLORCA

Queridos amigos, después de este último viaje me he decido por fin a escribir una pequeña guía gastronómica de mis visitas por los diferentes restaurantes que voy conociendo.

Rutas-gastronomicas-mallorca

Para esta primera ocasión he tenido la suerte de encontrarme en el que para mi es uno de los mejores sitios del planeta, la Isla de Mallorca. El campamento base se localizó estratégicamente en Ses Salines (al sur de la isla) ya que allí es donde se encuentran dos de los grandes templos de la gastronomía mallorquina de los que hablaré al final y cuyos responsables además de grandes amigos son culpables de que haya conocido, algunos de los magníficos lugares, que os voy a descubrir.

Como no, tratándose de mí tenia que probar el mejor arroz posible, y lo encontré en Cala d,or. Allí, y situado en un puerto deportivo natural se encuentra el RESTAURANTE PROAS. En esta santa casa el arroz negro en caldero es simplemente espectacular y para rematar lo acompañan con un ali-olí a la misma altura y con unas tiras de pimiento verde autóctono muy crujiente y con mucho sabor. De pie en la mesa una botella de Quibia, el blanco de las Bodegas Anima Negra. Comida buena y atención muy familiar lo convierte a PROAS en uno de estos sitios que repito cada vez que paso por la isla.

Mallorca01

También al sudeste pero un poco más cerca de nuestro campamento base, nos encontramos con Sa Alqueria Blanca, un típico pueblo mallorquín donde se encuentra el restaurante RESTAURANTE BACO en el que solamente se sirven cenas. Giacomo, un simpático italiano afincado en la isla, domina la trufa a la perfección y desde sus fogones salen platos de mercado que varían casi a diario. Todos son buenos pero los raviolis de distintos rellenos y la carne de ternera lechal son parada obligatoria, a igual que sus recomendaciones para los vinos. Caro Giacomo, el año que viene nos veremos seguro!

Nos trasladamos del sur a la cuidad de Palma, en CASA MARUKA te puedes pegar un gran homenaje de cocina de calidad, casera y muy cuidada. Una buena sentada merece su foie mi-Micuit, las croquetas de raya y no dejes de probar el steack- tartar. En resumen un restaurante de primera, con una atención de primera que merece la pena tener en cuenta a la hora de cuadrar los vuelos para ir a la llegada o antes de volver a casa.

Continuamos nuestro viaje culinario poniendo rumbo hacia la Tramontana, (la sierra que cuida de la isla) y esta vez paramos en Andraxt, hermoso lugar que merece la pena visitar. Al final de un paseo por su puerto natural (como la mayoría de los de la isla) y casi encima del mar hay uno de esos sitios en los que tienes que sentarte, el RESTAURANTE ROCAMAR. Si ya pintaba bien sin probar bocado, cuando llegaron las croquetas de sobrasada la cosa mejoró infinitamente. Ostras magníficas y para mojar un muy peculiar pan mallorquín en un aceite de oliva virgen de Soller confirmaron que el viaje no había hecho más que mejorar …

Para el final de esta crónica  y como cierre del viaje he querido dejar lo que yo denomino mis dos “grandes clásicos”:

casa-manoloCASA MANOLO, BODEGA BARAHONA donde llevo ya once años disfrutando del mejor producto de la isla. Su alma mater Manolo y su gran familia, hacen de esta catedral de la cocina mallorquina, el mejor sitio de la isla donde además me siento realmente como en casa. Empezar por el ali-olí, con pan y más pan significa no poder parar!! Cada año son ellos mismos los que realizan la matanza y elaboran su propia sobrasada y en esta ocasión he tenido la gran suerte de probarla. Tras los “aperitivos” continúo con un grande de esta casa, el calamar brut, un calamar que tras un minucioso trinchado y un viaje de ida y vuelta por la plancha se convierte en uno de las platos más ricos que he probado nunca y que me demuestran que en CASA MANOLO son los reyes de la plancha!! Mejillón es de roca, gambas rojas, espardeñas y un largo etcétera de grandes productos forman su magnífica carta y para poner punto y final nada mejor que un trozo amable de ensaimada de crema quemada, que preparan cada día en el OBRADOR XESQUET a escasos metros de allí. De todos modos lo mejor para mi es el pasar un buen rato con los que ya son casi tu familia, un auténtico lujo!

image (6)A escasos metros se encuentra el otro grande, ASADOR ES TEATRE donde la mejor carne y una cocina cuidada, me hacen pasar como siempre que voy un rato inolvidable, sobre todo si un amigo (que es quien dirige la orquesta) te va recomendado lo que tienes que comer. El lomo alto o el solomillo que está a punto de maduración, una buena ensalada de queso de cabra para empezar, mollejas de cordero terminadas en horno josper, el pollo con la salsa de Manolo o el gran descubrimiento de este año, los canelones de foie. Todo además con un pleno en la elección de los vinos ya que mi amigo Gabriel, nos ofrece siempre lo que él bebería con cada plato.

image-(12)

En definitiva creo que no se le puede pedir más a Mallorca, una tierra a la que espero volver cada año para poder seguir catando y contando sobre de lo que me ofrecen sus mejores  fogones y bodegas.

Un abrazo.

Javier Hernández.